Con retraso por culpa del coronavirus, con menos parafernalia, menos globitos, menos «gente para aplaudir», menos reuniones presenciales, más interacción virtual y con muchos más miedos que nunca, arranca hoy la Convención del Partido Demócrata en Milwakee. El objetivo, lanzar a su candidato, Biden, para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre.

El demócrata Joe Biden ( 77 años, exvicepresidente con Obama) parte como claro favorito para ganarle las elecciones presidenciales al actual ocupante de la Casa Blanca, el republicano Donald Trump (74 años).

No podemos esperar de la convención demócrata (ni de la republicana de la semana que viene) nada ni remotamente parecido a las de hace cuatro años. Las masivas demostraciones de apoyo van a quedar en segundo plano, y eso nos abre un horizonte ignorado, porque los candidatos en otras ocasiones bebían durante los dos meses siguientes de los mensajes lanzados en su convención, con audiencias televisivas multitudinarias que puede que en este caso no se dén.

A las convenciones de hace cuatro años llegaron los demócratas con una cómoda ventaja de su candidata, Hillary Clinton, sobre su rival, el excéntrico Donald Trump. Y precisamente en su convención empezaron a perderla. Clinton planteó la convención con un desarrollo conservador, consciente de su papel inicial de ganadora. Con un slogan menos contundente que su rival, el tono de su campaña parecía entonces el justo para asegurarse la victoria, pero sirvió de punto de inflexión que le llevó poco a poco a ir perdiendo ventaja en los sondeos.

Al contrario que su rival, Trump montón un espectáculo «a lo grande» donde el culto a la persona fue la clave, y en el que el mensaje, sencillo, contundente y apelando directamente al sentimiento nacional y personal (Make America Great Again) acabó calando en los sectores populares de la sociedad y llevándole a la presidencia.

Ahora, cuatro años después, la situación es a la vez diferente y parecida. Biden supera a Trump, según las encuestas, por el doble de ventaja que la que tenía Hillary por estas mismas fechas en 2016, pero a la vez corre los mismos riesgos: si adopta una pose «conservadora», puede ser arrastrado por la capacidad de remontar de Trump, que además dispone ahora de los resortes del poder, que le dan visibilidad y capacidad de maniobra. Y si arriesga… puede equivocarse y dar munición a su rival.

Hoy comienzan los demócratas a andar de nuevo el camino hacia la Casa Blanca. El programa que presentan para los cuatro días de convención es variado. Se puede consultar íntegramente aquí. Pero no nos engañemos: después de estos cuatro días, lo que quedará para la opinión pública, y lo que pesará a la hora de votar el día 3 de noviembre, serán solo un par de cosas: la «idea-fuerza» que se transmita, un slogan, una foto o un desliz. Esas pequeñas-grandes cosas son las que hacen ganar, o perder, unas elecciones.

Suscribir
Notificar de
104 Comentarios
Newest
Oldest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments

Gaditano1812
Gaditano1812 (@gaditano1812)
Miembro
Presidente del Parlamento | President del Parlament
1 mes atrás
elaisiem
elaisiem (@elaisiem)
Miembro
Militante | Militant
1 mes atrás

A lo mejor salta la sorpresa y proclaman a otro…

Neoproyecto
Neoproyecto (@neoproyecto)
Miembro
Molt honorable President
1 mes atrás

La Primera Ministra neozelandesa Jacinda Ardern ha anunciado esta mañana que se posponen las elecciones generales previstas para el próximo 19 de septiembre al 17 de octubre debido a los nuevos casos de covid19 detectados en el país.

Hay que recordar que en la última encuesta publicada, de Colmar Brunton para 1News, los Laboristas mantenían su amplia ventaja con 67 escaños, frente a los 41 del Partido Nacional, 6 de la derecha liberal ACT y otros 6 de los Verdes.

Esta pequeña prórroga le puede venir bien a Judith Collins, nueva líder de los conservadores, tras dos relevos en ese liderazgo en dos meses, pues podría consolidar su imagen.

Pamplona72
Pamplona72 (@kaifas)
Miembro
Concejal | Regidor
1 mes atrás
Kayros
Kayros (@patreon_35146726)
Miembro
Alcalde
1 mes atrás

Mira que el escenario politico español me resulta deprimente, pero lo de EEUU es otro nivel. Lo único positivo que le veo a Biden es que no parece tan zumbado como Trump y, aunque lo estuviera, me da que su partido le controlaría bastante más que a él, tanto en sus acciones como en sus declaraciones. Y me parece un consuelo penoso.

Si fuera americano y viese venir a estos dos lo que me darían es una ganas de mudarme que no veas  😅 

Last edited 1 mes atrás by Kayros
cumfraudeZ
cumfraudeZ (@cumfraudez)
Miembro
Concejal | Regidor
1 mes atrás
analista
analista (@analista)
Miembro
Presidente del Parlamento | President del Parlament
1 mes atrás

Joe Biden podría ser perfectamente del Partido Republicano y no desentonaría. Si ganase (cosa que está por ver) devolvería al país al pacto por el clima y toda la progresía mundial consideraría eso ya un hito.

Gaditano1812
Gaditano1812 (@gaditano1812)
Miembro
Presidente del Parlamento | President del Parlament
1 mes atrás

A mí sinceramente me da exactamente igual quien gane. Yo en EEUU votaría algún minoritario residual socialista q pulula x ahí, o directamente lo que hace el 45% de la población: Abstención.

aanodino
aanodino (@aanodino_)
Miembro
Presidente del Parlamento | President del Parlament
1 mes atrás

A mí de todo este asunto lo que me hace gracia es que todos aquellos que vendían a Biden como el candidato del stablishment demócrata ahora hacen piña a su alrededor.

Y digo «me hace gracia» porque no veo que lo hagan como «bueno, no me gusta pero seamos pragmáticos, es el mal menor frente a Trump», sino que lo defienden como si siempre hubiera sido su candidato.

Obviamente, no todos, claro está; pero el lector atento podrá deducir cuántos y quiénes en esta misma web.

Por mi parte:

2016: LP 🟡
Inicio de las primarias demócratas: Harris por descarte.
Mediados de las primarias demócratas: Tulsi Gabbard 🧡
Hoy: LP 🟡

pau14
pau14 (@paumj14)
Miembro
Militante | Militant
1 mes atrás

USA y su «democracia» da cada vez más y más pereza. Pero bueno siguen siendo la mayor superpotencia mundial, qué se le va a hacer.
La última bala que le queda a Trump es la convención, pero aún así dudo mucho que saque algo en claro. Eso, o quizás venderle a los americans que las elecciones han sido ilegítimas y todo eso y liarla parda (más de lo que ya está liada la cosa).
Ocaso americano y ocaso trumpiano muy cerca ya. Aunque tengo el mal presentimiento que Biden nunca va a ser presidente.

meteo
meteo (@raul64783731)
Miembro
Alcalde
1 mes atrás

BIDEN no creo que gane las elecciones

  1. Tiene la memoria justa
  2. su vicepresidenta es mas de izquierdas y Pro-raza negra.
  3. el voto moderado se abstendra
cescbcn
cescbcn (@cescbcn)
Miembro
Concejal | Regidor
1 mes atrás

Espero que los estadounidenses sean un poco más listos y que quiten a ese loco de Trump del poder.

Pamplona72
Pamplona72 (@kaifas)
Miembro
Concejal | Regidor
1 mes atrás

INFORME DE FISCALIZACIÓN DE 2016
El Tribunal de Cuentas revela que Podemos incumplió la ley al ingresar las donaciones de sus cargos. https://okdiario.com/espana/tribunal-cuentas-revela-que-podemos-incumplio-ley-ingresar-donaciones-sus-cargos-6018385