EMNacionalActualidadCuando las cosas no se gestionan de la mejor...

Cuando las cosas no se gestionan de la mejor forma: Mensaje a los usuarios de electomanía.

electomania.es -

A los usuarios de electomanía,

Como todos sabréis esta semana hemos vivido un momento muy complicado que ha derivado en un gran enfado por parte de mucha gente, entre ellos los usuarios asiduos de la web. Desde la administración os pedimos paciencia y unos días de reflexión antes de explicarnos, hoy nos gustaría hacerlo.

El pasado martes publicamos una proyección electoral y, a raíz de dicha publicación uno de nuestros colaboradores constató una coincidencia en las cifras de una proyección pasada (semanas antes del 20D) con una porra electoral hecha por nuestro colaborador (en Noviembre). A partir de ese momento dicha persona expuso sus sospechas y, tras esto, numerosas voces surgieron acusando de plagio al politólogo que había difundido la proyección.

Como único administrador de la web (existen a día de hoy 7 colaboradores que pueden editar entradas, crearlas, hay 3 moderadores en los comentarios pero un único administrador que es quién ha fundado y mantenido la web, así como actualizado en numerosas ocasiones siendo ayudado por los colaboradores) al ver el caso decidí contactar con el politólogo para preguntarle sobre la cuestión y escuchar sus explicaciones y/o argumentos, de igual forma que habíamos hecho con el colaborador de la web.

En ese momento, y debido a la imposibilidad de contactar directamente con nuestro colaborador (hemos insistido anteriormente en establecer un canal rápido de comunicación pero esta persona prefiere no dar ningún número de móvil o dato personal que le identifique, por lo que la única vía de comunicación además de los comentarios de la web es un correo que ha creado para dicho fin y que revisa muy esporádicamente) le escribimos un mensaje en la web en uno de sus comentarios donde explicábamos que estábamos hablando con el politólogo y le pedíamos que aparcase el tema hasta disponer de su versión y los datos que nos pudiera aportar.

Mientras hablábamos con el politólogo, el colaborador decidió editar la entrada de la proyección publicada ese día sin comunicarlo ni consultarlo con la administración, y la puso en cuarentena por “supuesta falsedad de la fuente de datos”. En dicha entrada se exponía el caso del supuesto plagio y se hablaba de supuestas acciones legales de la web hacia el politólogo (todo ello sin conocimiento alguno de la administración ni del resto de colaboradores).

En ese momento el politólogo y los medios y empresas para las que colabora (quienes tienen acceso a las fichas técnicas y métodos empleados para elaborarlas) ven la entrada y les empiezan a llegar mensajes en redes sociales acusándoles de plagio y pidiendo explicaciones, y se plantean seriamente emprender acciones legales hacia la web por tales acusaciones. En ese momento, como administrador, decido retirar de la web dicha entrada para evitar más repercusión e intentar solucionar este asunto de forma amistosa entre las tres partes.

A los pocos minutos, se publica desde la web una entrada donde nuestro colaborador da su opinión sobre el supuesto plagio, y si bien es cierto que se enmarca dentro de opinión y la entrada va firmada por dicha persona, se usa la web sin aviso ni conocimiento del resto de colaboradores ni la administración para difundir dicha opinión, esta vez más dura, que puede ser objeto de acciones legals tanto para la web como para el autor de la entrada.

En ese momento, al ver el enfado creciente tanto de los usuarios de la página demandando explicaciones, como de la otra parte, que se ve cuestionada sin siquiera poder dar su versión de los hechos, decido una vez más como administrador eliminar dicha entrada y pedir al creador de la misma que espere a que pueda hablar con el politólogo para difundir ni publicar nada. Esto se interpreta como un desagravio por parte de dicho colaborador y se inicia una situación de tensión y nervios para todos.

Mientras tanto, como administrador (y máximo responsable legal de la web), intento apaciguar los ánimos y que esto no vaya más allá, hablo con el politólogo y su entorno profesional quienes me acreditan que en cada ocasión que dicha persona publica una proyección, aun no pudiendo difundir públicamente ficha técnica por un contrato de exclusividad con la empresa para la que trabaja, esta existe y es constatada por dichos profesionales de los medios. En ese momento se apunta a la responsabilidad de la página y del colaborador y se apunta la idea de, entre otros, establecer medidas legales.

Tras llegar a este punto considero primordial difundir una rectificación como página por las acusaciones difundidas hacia el profesional, independientemente del asunto original sobre la coincidencia de los datos de la proyección del 20D, ya que la opinión difundida en la web incluye adjetivos objeto de ser denunciables por calumnias. Lanzo la entrada de rectificación apremiado por el tiempo, ya que tenía un plazo para hacerlo antes de enfrentarnos a dichas acciones, en un momento en el que como administrador estoy intentando apagar varios fuegos y en medio de una situación de estrés y crispación importante.

La entrada de rectificación intentaba exponer los hechos de una forma similar a la que hoy hago, pero debido a la urgencia en la difusión, en lugar de emitirla como una rectificación de la web en ella apunto a la responsabilidad del colaborador, quedando una sensación generalizada entre los usuarios de haber despreciado el valioso trabajo que dicha persoan había realizado altruistamente para electomanía. Grave error por mi parte no leer 3 veces el contenido antes de publicar, ya que podría haberse hecho la rectificación de otra forma sin echar por tierra la labor del colaborador.

A partir de ahí todos conocéis lo acontecidos, unos días en los que la tensión se dispara entre los visitantes y donde aún tenía como administrador varias llamadas y conversaciones pendientes con la otra parte para evitar finalmente que esto tuviera una repercusión mucho mayor. Por ello decido no entrar a valorar la cuestión de fondo ni arrojar más leña dado el estado de ánimo general, me aparto de la página y decido centrarme en proteger por un lado a nuestro colaborador (evitando que sea objeto de acciones legales y se vea expuesto públicamente) y por otro la reputación del politólogo, a costa de dañar la imagen de esta página.

Obviamente con mi exposición no conocéis todos los datos, muchos no los puedo dar públicamente, ha habido momentos de muchísima tensión por parte de todos, pero os puedo garantizar que aunque muchos penséis con los datos de los que disponéis de que he dejado expuesto al colaborador en beneficio del politólogo, eso no es del todo así, y dicho colaborador ha tenido acceso por vías ajenas a electomanía a más información de lo que estaba ocurriendo en esos momentos, con lo que creo que pese a sentirse expuesto, se habrá dado cuenta de mi intención de protegerlo.

Por supuesto esto no es más que la versión de una parte de los hechos, y no pretendo con este texto convencer a nadie de nada ni hacer ver que las acciones tomadas por la web son las más adecuadas, pues no lo son. Estos han sido los principales errores cometidos por electomanía en la gestión de esta crisis:

1. Como web debíamos haber establecido anteriormente un mecanismo de comunicación cómodo y flexible para todos los colaboradores donde poder tratar estos temas.

2. En el momento en el que fuimos conscientes del problema inicial, debíamos haber clausurado por todas las partes la edición y la publicación de comentarios y haber tratado este tema en privado con la persona aludida sin dejar al margen a nuestro colaborador, de haberlo hecho así lo más probable habria sido una resolución tranquila, sencilla y amistosa por las tres partes.

3. Debimos publicar una rectificación aséptica, sencilla, clara y, sobre todo, neutral. En ningún momento debimos incluir al colaborador en nuestro comunicado y hacerle sentir humillado o expuesto.

4. Deberíamos haber expuesto rápidamente la situación en la web e informar a los usuarios de forma directa de lo que ocurría para evitar la sensación de ausentismo o “la técnica del avestruz”.

Por todo esto, creemos que debemos expresar públicamente nuestro mea culpa a la comunidad de usuarios de la página, lo cual no indica que excusemos el comportamiento del colaborador, pero tampoco es motivo para actuar en la forma en que lo hicimos desde la administración.

Tras calmarse los ánimos he intercambiado varios emails con el colaborador y le he emplazado a tener una conversación de voz vía skype o de forma anónima para conocer de primera mano sus sensaciones y versión de lo acontecido y explicarle nuestros motivos para actuar de esta manera. Hasta ahora aún no tenemos una respuesta afirmativa, aunque nos comunicó su ausencia un par de días por motivos personales, por lo que en el momento en el que dicho colaborador quiera podemos comunicarnos de forma cordial y hablar de lo que estime oportuno. A su vez, desde electomanía no pondremos impedimento alguno para que dicha persona se exprese en nuestra web, no le hemos baneado ni lo vamos a hacer.

Desde electomanía tampoco vamos a pedir ningún tipo de asunción de responsabilidades a nadie, incluso teniendo datos concluyentes sobre acciones sucedidas estos días desconocidas por todos vosotros. Hemos decidido pasar pagina y que este martes negro nos sirva para sacar algo positivo en lugar de echar cosas en cara o enrocarnos en un “y tú más” que no nos llevaría a ningún sitio. Somos los primeros culpables de esto y lo sabemos, lo asumimos y vamos a intentar que no vuelva a ocurrir.

Para evitar que estas situaciones se repitan en un futuro hemos decidido pediros ayuda a todos los participantes de la web para elaborar un decálogo ético de buenas prácticas para la asministración de la web. Dicho decálogo debería ayudarnos tanto a colaboradores, administrador y moderadores en la tarea diaria de sacar adelante la página y evitar que una acción individual pueda acarrear daños a terceras personas tanto involucradas como ajenas de la web.

Espero sinceramente que esta semana nos sirva a todos para reflexionar sobre cómo gestionar (y cómo no hacerlo) situaciones que se pueden dar y ante las cuales cómo se reacciona es casi más importante que la propia situación. Yo he aprendido la lección y podéis tener por seguro que mi intención en todo momento ha sido protegernos a todos, solamente puedo pediros disculpas por mis errores y confiar en un futuro mejor para todos en electomanía.

Atentamente,

nunme.

Tu opiniónEM
EM no se responsabiliza de las opiniones de los usuarios

Existen unas normas 👮 📄 para comentar que si no se cumplen conllevan la expulsión inmediata y permanente de la web.

480 COMENTARIOS

Subscribe
Notify of
480 Comentarios
Newest
Oldest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments

EM en redes

El Foro (eF)

Están comentando...

📊 Sondeos

🗳️ ElectoPanel

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
480
0
Would love your thoughts, please comment.x