El CIS que se publicará el martes 8 acapara toda la atención. Se intuyen grandes cambios: nuestra estimación indica que este CIS ofrecerá un resultado de casi empate entre Ciudadanos y PP, con el PSOE muy cerca y Unidos Podemos recuperándose pero bastante retrasado aún.

Pero, más allá del «promedio», España esconde una realidad generacional muy variada. Hemos hecho una simulación comparando el primer partido por provincia en general, con el que ofrecería un Congreso si solo votara una generación. Los datos provienen del promedio de encuestas, así como de la distribución por edades del voto según el anterior CIS, y los más recientes que nos han facilitado encuestas como Celeste Tel y Sociométrica.

En este caso publicamos nuestra extrapolación del primer partido por provincia y total de diputados para un hipotético Congreso votado solo por los españoles de entre 30 y 44 años:

 

Un Congreso de los adultos jóvenes estaría dominado por  Ciudadanos, que conseguiría el primer puesto en la mayoría de las provincias, aunque en casi ninguna de una forma contundente. Solo la excepción vasca, donde los de Rivera tienen poca fuerza, y donde el voto nacionalista se inclina en gran parte en las elecciones generales hacia Podemos, Catalunya, en la que ERC le adelantaría en Lleida y Girona, y Galicia, donde la izquierda dominaría en la costa mientras el PP conservaría el interior, se le resistirían. Por otro lado, Extremadura y parte de Andalucía verían ganar al PSOE.

En todo caso, en este Congreso de los adultos jóvenes, Ciudadanos podría formar gobierno apoyándose o bien en el PP o bien en el PSOE. Incluso, si es que eso fuera posible, tendría en su mano la posibilidad de un pacto de gobierno con Unidos Podemos. La llave para escoger compañero de coalición la tendría Rivera.

El martes, el CIS vendrá con nuevos datos que puede que modifiquen sustancialmente este mapa… o quizás lo confirmen.

Otros artículos de la serie:

José Salver

 

 

Suscribir
Notificar de
6 Comentarios
Newest
Oldest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments

rehtse1
rehtse1 (@esaster)
Miembro
2 años atrás

Normalmente los jóvenes quieren cambiar el mundo, hacer una revolución, eliminar todo lo que hay para implantar algo totalmente nuevo.
Los ancianos no quieren cambios, se sienten más seguros con lo conocido.
Los adultos de media edad, entre los que me incluyo, reconocemos que hay muchas cosas que mejorar, pero también valoramos lo que si que funciona y no queremos cambios radicales ni aventuras de iluminados.

Txatka
Txatka
Invitado
2 años atrás

Se os ha olvidado que Navarra también existe.

DeWittCnsulting
DeWittCnsulting
Invitado
2 años atrás

Cuando tienes que trabajar, pagar impuestos y tener responsabilidades se te quita el podemismo de raíz.

Neoproyecto
Neoproyecto (@neoproyecto)
Miembro
2 años atrás

La brecha entre partidos nuevos y partidos viejos puede ser espectacular.

En el voto entre 30 y 44 años Cs arrasaría, ganando en 35 provincias.